La importancia del colutorio en la higiene bucal.

enjuague
El tratamiento de las enfermedades periodontales se basa principalmente en el control del biofilm oral. Junto a su
eliminación, el uso de colutorios se considera un sistema coadyuvante en su control y en la prevención de otras
enfermedades bucales.
Hoy en día, disponemos de muchos colutorios en el mercado y es fácil comprarlos porque no se necesita receta médica. Esta situación suele confundir a los pacientes, que la mayoría de las veces piden consejo al higienista dental. De ahí la importancia de conocer los agentes antimicrobianos disponibles para prevenir enfermedades orales y mantener una buena salud bucodental.
Realizar enjuagues bucales con un colutorio de forma diaria es un buen complemento a la pasta dentífrica.
Un colutorio es una solución líquida acuosa o hidroalcohólica, que pueden contener los mismos principios
activos que las pastas dentífricas, pero en concentraciones más bajas. Según para la finalidad que se utilice
puede tener una composición u otra, es decir, si por ejemplo está destinado a la prevención de la caries
puede contener flúor, y si se destina a la prevención de la gingivitis contendrá agentes antisépticos o
cicatrizantes.
Por lo tanto, los colutorios son un buen complemento en la higiene dental, pero no un sustituto al procedimiento del cepillado dental e interproximal y la utilización de hilo dental.

En situaciones específicas, como un postoperatorio, si no se puede llevar a cabo una higiene con un cepillado dental, los colutorios podrían ser una buena solución temporal.
El colutorio ideal debería cumplir los siguientes requisitos:
• Elevada actividad antimicrobiana intrínseca y antigingivitis
• Eficacia de amplio espectro contra bacterias y levaduras sin generar resistencias
• Estabilidad química
• Sustantividad
• Seguridad toxicológica
• Ausencia de reacciones adversas
• Compatibilidad con la formulación de los dentífricos
También existen colutorios con acciones específicas para una mayor eficacia:
• Antimanchas: eliminan las manchas de la superficie del esmalte dental y previenen su formación.
• Antisarro: para retrasar e impedir la formación de sarro y eliminar las manchas, evitando su formación.
• Anticaries: protegen y remineralizan el esmalte dental, previniendo la aparición de caries.
• Blanqueadora: para ayudar a devolver a los dientes su blanco natural. Entre los colutorios blanqueadores, los que contienen nanopartículas de hidroxiapatita en su composición reparan y protegen el esmalte ya que las nanopartículas se integran en el esmalte dental y rellenan las superficies irregulares del diente, a la vez que previenen y tratan la sensibilidad dental.

¡COMPÁRTELO!

Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn

¡COMPÁRTELO!

¡Compártelo!

También te pueden interesar…

¿Empezamos el cambio?

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.

Últimos post

¿Empezamos el cambio?

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.

Queremos ayudarte
¿Te llamamos?

¡Deseando conocerte!

Te llamaremos en breve para fijar tu próxima visita a la clínica.

¿todavía no nos sigues?